Tatianacorte.com

Reconocimientos

Premios, Críticas, Prensa y Menciones

PREMIOS

2do Premio

por su obra: «Splendor Aeternitatis Dei» III Bienal de Arte religioso UCSF. Santa Fe, 2018.

1er Premio

por su obra: «Aguadas Azules y violetas» en el Salón de la Acuarela Francisco Puccinelli de la Ciudad de Santa Fe. año 2011.

3er Premio

por su obra «Paisaje Cálido» en el Salón de la Acuarela Francisco Puccinelli. Año 2009

Mención Especial

del Jurado por su obra: «Los Opuestos» en el Salón Castilla y León pinta en la exposición «Raices» Arte e Identidad» del Centro Cultural Borges, Capital Federal, Buenos Aires, año 2009.

Mención Especial

del jurado por su obra «Paisaje» en el Salón Regional del Paraná Santiago Lischetti del Museo Histórico Regional de Villa Constitución, de la Provincia de Santa Fe, año 2004.

3er Premio

por su obra: «Pajonal» del XVIII Salón de Pintura, Dibujo y Grabado del Club Colón de San Justo de la Provincia de Santa Fe, año 2002.

1er Premio

en la sección pintura. Obra: «La Tormenta» Concurso Canal 13 con el arte, en Salón Cruzada por los que menos tienen, año 1995.

2do Premio

por su obra: «Serie Caseríos en ocres» Salón de la Acuarela Francisco Puccinelli 2016, Santa Fe 2016.

3er Premio

por su obra: “Aguas azules” en el Salón de la Acuarela Francisco Puccinello de la Ciudad de Santa Fe, año 2010.

Mención Especial

del Jurado por su obra: “Horizontes en ocres” en el 75 Salón Anual de Artistas Plásticos Santafesinos del Museo Rosa Galisteo de Rodríguez, año 2009.

Mención Especial

del jurado por su obra «Cálido» en el 75 Salón Anual de Artistas plásticos Santafesinos del Museo Rosa Galisteo de Rodriguez. Año 2009

3er Premio

por su obra «He aquí tu madre» en el Salón de Arte Sacro, organizado por el Obispado de Lomas de Zamora de la Provincia de Buenos Aires, año 2004.

1er Premio

por su obra: «Caseríos» en el Concurso Nacional de Arte de Tapas de las Páginas Amarillas del grupo Telecom, Cañada de Gómez, Buenos Aires, año 2001.

CRÍTICAS

Crítica en el diario ellitoral.com del Sábado 18-05-2019
En fecha reciente, en el espacio de arte de la Caja Forense / Primera Circunscripción Santa Fe, la artísta plástica santafesina Tatiana Corte ofrece en exposición “una colección de pinturas cuyo tema central / prioritario es el paisaje (…) una colección de paisajes ajustados a una percepción subjetivada, apelando al entorno como punto de partida de transformaciones expresivas que devienen en mítico ámbito del infinito” (D. S.)

El paisaje como tema central en la pintura contemporánea no se ciñe ni ajusta al proceso de traslación del entorno elegido, a modo de registro documental de índolo emocional, sino como un “lugar” creado en el cual, y desde el cual el/la artista creador/a imagina, recrea y proyecta su emotividad capturando en verdad: creando- mediante técnicas específicas y material ajustado a los propósitos espacios de la naturaleza, transformados en lugares en los cuales se asienta la subjetividad poética en cada una de las instancias plásticas convocadas.

La colección de pinturas expuestas, de tamaño medio, ofrece visiones de territorios acotados en los cuales la intencionalidad discursiva de índole emocional se despliega equilibradamente, sin caer en agresiones cromáticas ni deformaciones supuestamente estilísticas. La calibrada articulación de luces y sombras, el excelente tratamiento del plano en el cual las texturas visuales y táctiles se ofrecen al expectador, sin tropiezos matericos o compositivos otorgan a cada pieza en exposición el carácter de “hipotética ventana a un infinito romántico.” Saber hacer, sentir y proyectar en el plano, sin agresiones gratuitas ni melosos desplazamientos caracteriza al arte visual como lenguaje profundo, es lo que ofrece al espectador esta muestra pictórica de Tatiana Corte. Cada enmarcado recorta “una mirada” sin pretenciones documentales del mundo entorno, presentida con la intencionalidad emocional del “saber hacer.” Enhorabuena.

 

Crítica del Diario Ellitoral.com Viernes 25-04-2014

En las salas de AG Arte, (Boulevard Gálvez 1514) la artista plástica Tatiana Corte, ha abierto a consideración del público, y para su apreciación, una colección de pinturas –tamaño medio– todas de reciente datación, las cuales se nuclean en torno al concepto fundante de las mismas. Aquí la artista plástica se asume como observadora de aquello que denomina y se interpreta como “Horizonte” transformando, precisamente ese hito geográfico en una pantalla en la cual construye su percepción emocional, el entorno. Su “geografía” es la del sentimiento condensado en textura pictórica, en contraluz y tono contrastado, persiguiendo la captura-transmisión de la emotividad que –eventualmente– sentida en sí misma se traslada a terceros.

El “Horizonte” como leit-motiv se proyecta en su diversidad reflejando el límite personal y a la vez la característica plana de “nuestro horizonte pampeano” evitando cualquier discursividad visual de tono alegórico o descriptivo. Son paisajes –horizontes– personales resueltos dentro de la órbita del lenguaje Expresionista.

El gesto pictórico intenta construir ritmos de factura emocional y lo logra cuando avanza sobre tintes cálidos. En estas escenas, el dato de algún villorio o caserío define escenas plásticas cuya intensidad dramática nunca cae en obviedades discursivas.

Corte sabe manejar la materia y lo hace a su antojo, sin “desdramarse”. Juegan, ocasionalmente en su contra, el preciso enmarcado que perturba por presencia y limita el vuelo de la mirada de estos cuadros “ventanas”.

Su dramatizada paleta cromática nunca cae en el trampantojo de fácil efectismo visual. Limpia materia cromática, vuelo del pincel en la construcción de estos horizontes personales que nunca son serenos escenarios en los cuales la mirada puede propender en divagaciones visuales o ensoñaciones de almanaque turístico.

El ocasional y excesivo brillo de superficie en algún trabajo juega una mala pasada. En ellos, la refracción de la luz rebotando en superficie texturada opera como suspensión de la continuidad cromática. El color lumínico de los espacios de exhibición es un dato a tener en cuenta siempre.

En suma, una muestra que sostiene por valores propios que son esencialmente los que define el arte visual como puente, como diálogo interpersonal sin pretender posicionarse en actitudes rupturistas acordes con la moda marketinera. Su sintaxis específica reposa en la idea de arte visual como lenguaje admitido como tal, sin trastabillar en cursilerías de avant-garde.

DOMINGO SAHDA.
Artes visuales, Diario El Litoral “Horizontes IV”

Viernes 25 de Abril de 2014.

Crítica del Diario Ellitoral.com Viernes 9 de Diciembre de 2011

Tatiana Corte en la Alianza
En los Salones de la Alianza Francesa de Santa Fe (Boulevard Gálvez 2147); Tatiana Corte expone una colección de pinturas a la acuarela y otras técnicas de representación pictórica a fin. En esta colección a la vista, la autora, construye registros visuales de intensidad poética manifiesta que asientan su razón de ser en la captura inmediata del paisaje de horizontes inconmensurables en los cuales se aventura la mirada para cerrarse en sí misma. Las pinturas expuestas, de manifiesta tensión dramática, definidas por el gesto pictórico y el contraste de luces y sombras, se acoplan sin dificultad a las obras trabajadas con técnicas mixtas en las cuales la textura de superficie otorga una particular vivencia a las formas que se envuelven en sí mismas o que fugan rítmicamente.
Un manifiesto equilibrio cromático-compositivo planea en todos los trabajos a la vista. La intensidad y los contrastes reafirman, antes que sugieren, la densidad de una carga emocional de carnadura romántica que la autora transfiere a cada proposición plástica, sin caer en estampas de obvias y pueriles resoluciones.

Tatiana Corte habla de y con el paisaje en un soliloquio constante. En estos escenarios, no suceden cuestiones baladíes. Son recortados ámbitos en los cuales se proyecta intensamente el sentimiento de lo fugaz, de lo inabarcable, del trasiego de una mirada melancólica constreñida por la elegancia del gesto pictórico. Aquí y allá Corte ajusta su oficio de pintora sin apelar a recursos triviales.

Pinta aquello que le importa, no como ajetreado oficio, sino por el imperio de comunicar a terceros ensoñaciones dignas de ser compartidas.

DOMINGO SAHDA.
Artes visuales, Diario El Litoral.
77º Salón Anual de Artistas Plásticos Santafesinos.

Viernes 9 de Diciembre de 2011.

Tatiana Corte
Subjetividad del paisaje, los cielos y las aguas.

 La obra de Tatiana Corte –por sobre los juegos de la materia y pigmentos- va tras la maduración de un espacio. Ese espacio en que el río es protagonista, pero a más, la profundidad de los cielos y el sobreelevado suelo de las islas. Allí, en ese entramado de ocres y tierras, de azules y verdes aletargados, de violacios y rojos profundos, su pintura desarrolla secretos diálogos de formas que se desnudan apenas y formas que se transparentan.

Rara expresión la que acuerda ese espacio deshabitado. Y sin embargo, espacio de presencias subjetivas, de sonoridades y reflejos. Acrílico y óleo, aguas de acuarela van generando esos diálogos matéricos, esa fuerza secreta y a la vez racional de las dinámicas de pincel, de espátula, de acuerdos pigmentarios de fluyente encanto.

Porque la pintura de Tatiana Corte está cifrada en la armonía que define y caracteriza. Armonía en la que la luz está presente siempre como un fiel de balanza. Pero a más –por sobre una hipotética línea de horizonte– están los cielos de arriba y los cielos de abajo, conformando un certero perfil espacial. Perfil que construye subjetivamente, las calidades de un paisaje. Paisaje que puede caber dentro de lo que se conviene llamar Litoral, pero que sin embargo, por sobre un sentimiento americano, tiende a lo universal. Nada menos.

La maduración de esta artista argentina, con una trayectoria coherente y sin fisuras se va acentuando en los últimos años. Es la penetración sensorial y sensitiva de ese paisaje la que, por sobre una conciencia recreadora le permite profundizar su lenguaje y dar síncipas y efectos visuales de atrapante fuerza. Sin buscar efectismos, con clara continuidad de sus recursos, Tatiana Corte trabaja el plano con fluidez y esa no frecuente capacidad de diversificar el mismo paisaje –no otro– con la elocuencia y rotundez de un infinito friso que no tiene principio ni fin.

JORGE TAVERNA IRIGOYEN. Miembro de la Academia Nacional de Bellas Artes.
Miembro de las Asociaciones Argentina e Internacional de Críticos de Arte de París.

Santa Fe, Junio de 2011

Tres pintores de la Provincia de Santa Fe.

Tres registros de la realidad que se manifiestan en imágenes reveladoras de visiones diferentes.

TATIANA CORTE

Pinta paisajes, son extensos espacios solitarios plasmados en gamas bajas, Los medios plásticos, la pincelada y la textura, acompañan el espíritu del cuadro. Tatiana Corte elude la descripción minuciosa, en pos de la “proyección” de su mundo interior…

SARA GUERRA, Crítica de Arte Galería EDEA. Buenos Aires, 2005.

Describir y transcribir pictóricamente el paisaje, resulta –la más de las veces– un fino y delicado ejercicio espiritual. La topografía cambiante del escenario, que momento a momento nos ofrece la naturaleza, no deja de constituirse en un significativo estado vivencial del alma, y –por sobre todas las cosas– en la signatura indeleble que la propia consciencia inscribe en el yo, atento y perceptivo, el cual no puede escapar de sus leves y a veces bruscas modificaciones.

…Los grandes maestros de la escuela paisajística, se vieron sorprendidos por la riqueza inacabable de este sorprendente mundo. Otro tanto ocurrió con Corcot, Courbet y los impresionistas, quienes en la estructuración, a veces obstinada, de la obra, recurrieron a las innúmeras facetas de este aspecto singular, para plasmar lo más bello de su inagotable producción.

El paisaje moviliza en forma permanente el arte tenue y solitario de Tatiana Corte. Sus obras están trabajadas en acuarelas o al pastel. Por medio de ellas, la artista nos describe la magia del mundo de la ribera litoraleña. De su encanto armónico y justo, suelto y fluente, en el cual los accidentes de la naturaleza son tratados como los auténticos protagonistas de una renovada sinfonía. El arte que ella nos transmite, es quedo y acompasado, dinamizado y simbólico. En sus pinturas se manifiesta lo esencial de su mundo vital. Lo móvil y expectante de una sombra, conviértese, gracias a su sortilegio, en la connotación perenne de una resuelta e inacabable transmutación…

MANUEL MADRID, Crítico de Arte Galería EDEA. Buenos Aires, 2004.

PAISAJES

El paisaje es uno de los géneros donde se expresa la pintura más asiduamente. Es probable que pueda realizarse un tratado del paisaje argentino, remitiéndose a aquella lección que nos diera André Lhote al encarar uno de los géneros que más inspiraron a los artistas del siglo XIX y más tarde a los del siglo XX.

Si recordamos la escuela impresionista, diríamos que allí se vislumbra la posibilidad de recrear fuera de la mímesis un paisaje en términos de luz y color. De este modo podemos analizar la visión que Tatiana Corte tiene de la realidad paisajística.

“El color es la tónica básica de la cual gira la pintura. La grafía gestual especifica la razón de la temática elegida. Se suma a estos elementos plásticos –en el caso de Tatiana Corte– un clima y atmósfera de soledad donde el creador se reencuentra con la naturaleza desde un ángulo subjetivo y personal. Esta manera de tratar el paisaje con la técnica del pastel, es parte de una escritura singular, un lenguaje elegido. Recordemos también Oriente en especial a los grabadores del siglo XVIII, que inspiraron a los impresionistas. Me refiero a Hokusai e Hiroshige, quienes nos enseñaron a ver una naturaleza del paisaje distinta, un estado de contemplación frente al agua, a las montañas, al viento y la lluvia, y esa línea grácil del movimiento de los juncos acariciado por el aire, donde el personaje es ese escenario de inmensidad representa una partícula cósmica”.

Tatiana Corte pinta la soledad, el silencio de una tonalidad de la naturaleza donde la luz y el color es atravesada por el ritmo del viento o la atmósfera enrarecida, donde el sol de ese momento oculta su brillo para admitir una nueva luminosidad: tenue, apagada, apenas distanciada de la vibración incandescente del mediodía de Arles del querido Van Gogh. Estos paisajes melancólicos, son de una tónica pareja, van sucediéndose unos y otros con pequeños saltos o intervalos de valor luminoso. En fin, existe un estilo, una mirada, una manera de ver que se hace lenguaje plástico en cada rasgo de luz cromatizada proyectada sobre el soporte.

ROSA FACCARO, Crítica de Arte. Galería EDEA. Buenos Aires, 2002

TATIANA CORTE 

“Conocía a Tatiana Corte, como persona antes que como plástica y por supuesto su obra. Me sorprendió gratamente analizar en sus obras que es plástica egresada de la escuela de Artes Visuales Juan Mantovani, alumna de Ricardo Supisiche cuando el establecimiento lo dirigía el gran santafesino Don César Fernandez Navarro, y por supuesto también su trayectoria participando en muestras y salones.

Al ver su obra, resultan importantes sus antecedentes porque están en ella. Merecen comentarse su simpleza y transparencias, características también en la personalidad de la pintora que permiten asociarla con sus manchas y dibujos… algunos pretendiendo transmitir paisajes de cielos y agua, pacíficos o tormentosos, que logra con el trazo del pincel o con el juego de color, o sus escenas que hace jugar con muy poco dibujo, y color que logra con la mezcla de polvos y agua.

Ayer vi, “Bordeando el Río”… que destaco como gran trabajo de composición como el “Fragmento de Río” de hoy, así como la transparencia de “Espejo de agua,” y como obra cromática, “La línea del horizonte” y “Crepúsculo” y en dibujo y composición, su “Mujer Melancólica”.

SENADO DE LA NACIÓN.
Comentarios de un plástico a otro.
Opinión de la obra conociendo a su autor de la muestra plástica “Mujeres del Litoral en la Plástica”, Salón Azul del Palacio del Honorable Congreso Nacional. Dr. ADOLFO C. PAULÓN.

Buenos Aires, Junio de 1998

PRENSA

Muestra de Tatiana Corte en la Caja Forense

En el Foyer de Arte del Consejo Profesional de Ciencias Económicas, San Lorenzo 1849, se expone una muestra de la destacada artista plástica santafesina Tatiana Corte, con curaduría del Dr. Jorge Mollerach…
Diario El litoral (2016)

La obra se consigue a través del esfuerzo

La artista plástica santafesina disfruta de la satisfacción de haber expuesto, por primera vez, en una galería de Nueva York junto a otros artistas americanos. Mientras, prepara su próxima…
Diario El litoral (2015)

El color fluye en Tatiana Corte

Tatiana Corte es madre, abuela, docente y también pintora. Este viernes 20, a las 20, inaugura en AG Arte (Bv. Gálvez 1514) otra muestra de pinturas “Horizontes III”, que podrá visitarse hasta el 13 de mayo. Allí se podrá…
Diario El litoral (2012)

Los Horizontes de Tatiana

“Tatiana Corte pinta soledad, el silencio de una totalidad de la naturaleza donde la luz y el color son atravesados por el ritmo del viento o la atmósfera enrarecida”. Con estas palabras, la profesora de Artes Visuales…
Diario El litoral (2010)

Tatiana Corte expone en Nueva York

La artista plástica santafesina Tatiana Corte se encuentra exponiendo, durante todo el mes de diciembre, seis trabajos de técnica mixta y acuarela, elaborados especialmente y de producción reciente, en… Diario El litoral (2014)

Afinando el lápiz

Tatiana dice que sueña con colores. “Generalmente no trabajo con un boceto previo: diría que lo mío es una pintura directa. Muchas veces sueño; entonces, cuando empiezo a trabajar no tengo la imagen pero sí el color…
Revista Toda Santa Fe (2014)

Tatiana Corte presenta Horizontes II

“Tuve la suerte de ir a la escuela de arte en una época que no sé si se habrá repetido en la escuela: fui alumna de Supisiche, Fertonani, en la época de oro, cuando la escuela estaba en Urquiza y Tucumán, una escuela preciosa”…
Diario El litoral (2011)

MUESTRAS Y MENCIONES